Rato tajante: "Teresita, te voy a poner de administradora".

Rodrigo Rato se revela como un artista en camuflaje y escapismo, el mismísimo Mortadelo no tendría tanta habilidad para ocultar todo un entramado de empresas situadas en paraísos fiscales. Según revela el sumario, varios gestores de Rato indicaron en correos electrónicos que su jefe no debe aparecer en los papeles como propietario. Ella no quería, pero eso no fue un obstáculo para que Rato obligara a su secretaria a ser su testaferro. En cualquier caso la misión de la justicia es encontrar a los responsables máximos, es lo justo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Gracias por comentar.